Declaración de Mohamed Salem Uld Salek. Ministro de Asuntos Politicos de la RASD.

mohould

La temeraria decisión que ha adoptado Marruecos y que se especifica en expulsar al contingente civil, político y administrativo de la Misión Naciones Unidas para la organización del Referéndum en el Sahara occidental (MINURSO) quiere decir que prescinde de la labor por la cual ha sido creada esta misión de naciones unidas. Marruecos con esta medida induce al retorno al enfrentamiento bélico entre el ejército de ocupación marroqui y el ejército de liberación saharaui.

El compromiso de las dos partes en conflicto de respetar el cese el fuego está supeditado a la celebración del referéndum del cual se encarga el equipo civil, político y administrativo de la Minurso, según el acuerdo firmado por las dos partes, la Saharaui y la marroquí bajo la egida de la ONU y la Organización de la Unidad Africana en 1991.

El Gobierno de la República Árabe Saharaui Democrática y el frente Polisario condena enérgicamente este desafío imprudente del ocupante marroquí y le hacen responsable de las consecuencias que ineludiblemente motivará esta grave decisión. Por ello la parte Saharaui hace un urgente llamamiento al Consejo de Seguridad  de ONU para que asuma sus responsabilidades ya que es Primer responsable de la MINURSO y es quien debe garantizar que se cumpla la misión por la cual ha sido creada. Y esta misión no es otra que la organización de un referéndum de autodeterminación.

El pueblo saharaui nunca aceptará que la Misión de Naciones Unidas para la organización del Referéndum para el Sahara Occidental se convierta en misión de protección y amparo de la ocupación marroquí y que se ciñe su cometido a velar exclusivamente por el cese el fuego en contradicción con el acuerdo firmado por las dos partes. A la vez que una vulneración de las resoluciones y postulados de la legalidad internacional y una  peligroso desafío sin precedentes a las facultades del Consejo de Seguridad

Bir Lehlu 20 de marzo2016

A %d blogueros les gusta esto: